Archivos por Etiqueta: Independiente

Independiente debuta en blog uruguayo 🇺🇾

Con el pecho inflado de aire y orgullo, hoy vengo a compartirles la primer reseña que recibe Independiente de parte se una colega uruguaya de la blogósfera.

Muchísimas gracias, Camila por darme la oportunidad de estar en tu fantástico blog: 9 3/4 Books.

Recomiendo este libro para todos aquellos que quieran una lectura ágil y ligera que se lee en nada, pero deja mucho a cambio. Acompañar a Paola es una experiencia fantástica, divertida, reflexiva y muy atrapante.

Desde aquí podrán visitar su reseña completa.

Sorteo de Independiente en el blog de Clarissa Mary Prince

Independiente forma parte de este exquisito sorteo navideño que la colega Clarissa Mary Prince ha tenido la gentileza de organizar desde su blog.

Para visitar las bases solo tienen que hacer click en la siguiente imagen.

sorteoNavidad2018

 

 

Crónica de una Autopublicación [Resumen]

¡Muy buenas!

Hace muy poquito acompañaba la producción en directo de mi segundo libro con lo que fueron las etapas de esta nueva autopublicación en formato de crónica, y si bien este ciclo no ha terminado porque tengo planes de escribir sobre el post-lazamiento (decepciones y aciertos), he querido anticiparme a los hechos más que nada para no oxidarme los dedos, y traerles este resumen de lo que fue para mí esta nueva aventura con la simple y egoísta finalidad de hacerme de sus comentarios y experiencias muahaha

Crónica de una Autopublicación [Resumen]

 

Clarissa Mary Prince reseña Independiente

En este día de Saturno vengo a contarles que ayer me hice acreedora del mejor de los regalos que se le puede hacer a una autora: Una reseña (obvio) de la colega Clarissa Mary Prince, quien no solo valoró Independiente de manera estupenda, sino que hasta estuvo cerca de engañarme y hacerme leer el libro por milésima vez. ¡Gracias, Clarissa!

Pasen a leer la reseña y conocer su sitio a través de este enlace.

Resultados del Concurso Independiente

Señoras, señores y ciudadanos del mundo: Con la madrugada de este segundo día del mes, se me llenan los ojos de lagañas al anunciar que mi bicho finalmente tiene un nuevo hogar, ¡yupi!

Una vez más quiero agradecer a las personas que luego de tantos años siguen apoyando estas iniciativas, y muy especialmente en esta ocasión en la que el sujeto de experimento ha sido mi propio libro.

🔶Relato ganador🔶

PARTICIPANTE 9 – 30 Me gusta

Autora: María Elficarosa de https://elficarosa.wordpress.com/

Si alguna de las personas involucradas en la convocatoria desea revelar su autoría en este post, háganmelo saber en los comentarios. Gracias.

 

Concurso Independiente – Participante 13

Déjenme ser yo

Quiero salir
Volar del nido
Atrapar los sueños
Con lo que soy
Sin preguntas obvias
Simplemente siendo
Una identidad
Independiente 
De las normas puestas
Por los que someten.

Quiero caminar
Por cada sendero
Y respirar
Sin pensar en géneros
Sentir en mi ser
El olor a humanos
Y los corazones
Latiendo.

Usar el color de la libertad
Saborear el gusto
Del respeto
Tomarnos las manos
Sin mirar la piel
Quiero ser yo
Es mi decisión
Déjenme ser
Simplemente siendo.


¿Querés ganarte el primer libro que publico en papel? ¡Participá!

Concurso Independiente – Participante 12

DIFÍCIL DECISIÓN

Una gota de sudor se desliza desde mi frente mientras observo el panel de mandos de la condenada máquina. No estoy seguro de haber elegido la opción adecuada, y un error podría ser funesto. Me palpitan las sienes y por encima del ruido del fuerte latido de mi corazón escucho , desde dentro de mi cabeza, a mi madre rogándome que no lo haga, que piense con la cabeza, sea un buen hijo y me quede a su lado. No le hice caso. Ni sus lágrimas me detuvieron; fui capaz de mirarla a los ojos y decirle que la decisión estaba tomada y nada me detendría.

Y ahora estoy aquí, indeciso, tembloroso, amedrentado. Quisiera dejar de ser un hombre de cuarenta y cinco años y volver a ser un niño y estar junto a ella, que me siente en su regazo, me abrace y me diga que todo ha sido una pesadilla y a su lado no me pasará nada malo. Pero ya no puedo volver atrás.

Cojo aire y lo arrojo de golpe, alargo el dedo índice de la mano derecha y pulso el botón de inicio. Espero, con los hombros contraídos y la mandíbula apretada. Escucho un siseo que me detiene el pulso. Me escuecen los ojos ante la ausencia de parpadeo. Advierto que una cascada de agua cae hasta el centro del dispositivo y de repente se para. Retengo la respiración. Entonces, el compartimento donde metí mi ropa comienza a girar. ¡Sí! ¡Lo conseguí! ¡He puesto una lavadora! Relajo los hombros, destenso la mandíbula y una enorme sonrisa me pliega los mofletes.

Ha desaparecido el miedo y con él se ha despejado mi duda: era hora de ser independiente. Me recreo en mi victoria mirando la ropa mojada y revuelta girar;  y me pregunto cómo demonios hará ese aparato para sacarla limpia, planchada y doblada.


¿Querés ganarte el primer libro que publico en papel? ¡Participá!

« Entradas Anteriores