Archivos en la Categoría: Sensatez y sentimientos – Jane Austen

¡Ganador Convocatoria #1!

Con un total de 40 votos tenemos al ganador del ejemplar de Jane Austen – Sensatez y sentimientos:

  Distopia Utopika con su relato Nubes.

En el segundo puesto con un total de 34 votos, tenemos a La Estaca Clavada con su relato Los Cordones.

Felicidades al ganador y gracias a todos los colegas que me apoyaron en esta iniciativa.

Abrazos.

Convocatoria #1

Anuncios

Nubes – Final de Concurso

“¿Alguna vez os habéis preguntado por qué hay nubes claras y otras grises?, la respuesta- aunque a los de arriba les desagrade-, no está relacionada con la ciencia, si estándolo en caso con la magia.

Las nubes salen de las chimeneas, siendo antes que nube, sentimientos; es por eso que algunas nubes están enfadadas y descargan su rabia en nosotros con su lluvia, mientras que las hay felices, las cuales nos alegran el día mostrándonos su pureza albina y un sol resplandeciente.

Los sentimientos se crean, y somos nosotros, las personas que se sientan en derredor de la chimenea las que transmitimos éstos sentimientos al humo que emana del fuego, siendo el amor, la sensatez y la empatía necesarios para crear una nube rebosante de alegría, mientras que el egoísmo y el odio son los principales engranajes de una nube de húmeda tristeza.

Por esto, queridos amigos, os pido que mostréis vuestro amor, sensatez y empatía a la chimenea, para que así el mundo pueda disfrutar de tu alegría representada en la sencillez de una nube.”

Relato Participante 5

Los cordones – Final de Concurso

“ Lo descubrió sentado al borde del catre, necesitaba que los cordones quedarán alineados, en un perfecto paralelismo sin cruzarse en el camino del siguiente ojal, para ello calculaba cada milimetro sobrante en ambos extremos, atravesaba el orificio inferior y luego ascendía en diagonal hasta el opuesto superior, la otra capsula emprendía un constante aseteo sobre el resto de los agujeros. Así le vino a la consciencia el concepto: “Atrapados” obligadamante obedientes a la sensatez de las propias e íntimas necesidades e incapacitados para promover incluso mínimos cambios. ¿De que estaban hechos los cordones y los zapatos? Impelido por unos sentimientos compasivos. ¿Cuantos hombres dedicaban extenuantes jornadas de trabajo para satisfacer a sus pies, dotar a su vivienda de un ambiente estanco que dejase fuera el tiempo inclemente detrás del aislamiento del doble vidrio y estrusctura de aluminio con ruptura de puente térmico, la comodidad del descanso sobre el colchón compuesto por una superposición de múltiples capas compuesta por fibras sintéticas y naturales, el mecanismo de la radio despertador que escuchaba mientras tomaba un café programado para bullir en el minuto exacto, trás afeitarse con una afilada cuchilla compuesta por una ignota aleación alergénica y anudar la corbata que prendía un cierre dorado extraido de algún remoto rincón del amazonas o del Perú a cambio de vaporizar tres kilos de venenoso mercurio? Miró a su alrededor contemplando cada uno de los artilugios que satisfaccian sus necesidades o sus caprichos y leyo, quizás por primera vez, los anagramas impresos en todos y cada uno de los que se habían convertido en puntales de su existencia. Descolgó el telefono y llamó al jefe de la redacción:

Oye que se me acaban de ocurrir una serie completa de reportajes, hasta tengo el título provisional.  ¡Atrapados! Y a continuación le explico la idea.

Sólo recuerda que le desperto el rumor de unos pasos en el interior de una extraña celda oscura…“

Relato Participante 9

Resultados Concurso Convocatoria#1

Se cerraron las votaciones del concurso y éstos son los resultados:

Los Participantes 9 y 5 están en empate por lo que en el día de hoy se resolverá con una segunda votación. Sus entradas se publicarán en el correr del día y sus nombres serán revelados posteriormente declarando el ganador.

¡Muchas gracias a todos!

Bases y Condiciones Convocatoria #1

¡¡¡ A votar !!!

¡¡¡ Para que nadie se olvide de votar!!!

9 colegas están participando por un ejemplar de Jane Austen y esperan nuestra colaboración!!! Así que para todos aquellos que aún no tuvieron tiempo de leerlos y quieren disfrutar de estos maravillosos escritos… Aquí abajo les dejo los links a cada una de estas joyitas.

Participantes o no, siéntanse libres de rebloguear esta entrada!!

Gracias a todos por su tiempo!

Convocatoria #1 – Participante 9

Los cordones

“ Lo descubrió sentado al borde del catre, necesitaba que los cordones quedarán alineados, en un perfecto paralelismo sin cruzarse en el camino del siguiente ojal, para ello calculaba cada milimetro sobrante en ambos extremos, atravesaba el orificio inferior y luego ascendía en diagonal hasta el opuesto superior, la otra capsula emprendía un constante aseteo sobre el resto de los agujeros. Así le vino a la consciencia el concepto: “Atrapados” obligadamante obedientes a la sensatez de las propias e íntimas necesidades e incapacitados para promover incluso mínimos cambios. ¿De que estaban hechos los cordones y los zapatos? Impelido por unos sentimientos compasivos. ¿Cuantos hombres dedicaban extenuantes jornadas de trabajo para satisfacer a sus pies, dotar a su vivienda de un ambiente estanco que dejase fuera el tiempo inclemente detrás del aislamiento del doble vidrio y estrusctura de aluminio con ruptura de puente térmico, la comodidad del descanso sobre el colchón compuesto por una superposición de múltiples capas compuesta por fibras sintéticas y naturales, el mecanismo de la radio despertador que escuchaba mientras tomaba un café programado para bullir en el minuto exacto, trás afeitarse con una afilada cuchilla compuesta por una ignota aleación alergénica y anudar la corbata que prendía un cierre dorado extraido de algún remoto rincón del amazonas o del Perú a cambio de vaporizar tres kilos de venenoso mercurio? Miró a su alrededor contemplando cada uno de los artilugios que satisfaccian sus necesidades o sus caprichos y leyo, quizás por primera vez, los anagramas impresos en todos y cada uno de los que se habían convertido en puntales de su existencia. Descolgó el telefono y llamó al jefe de la redacción:

Oye que se me acaban de ocurrir una serie completa de reportajes, hasta tengo el título provisional.  ¡Atrapados! Y a continuación le explico la idea.

Sólo recuerda que le desperto el rumor de unos pasos en el interior de una extraña celda oscura…“

 

Recuerden respetar el anonimato. Gracias!

Convocatoria #1 – Participante 8

Consejo para la vida laboral:

“A la hora de presentarse a una prueba psico-laboral, es de esperarse que la misma incluya las más increíbles dosis de imbecilidad en su planteamiento, siendo vital estar preparada para afrontar la situación de manera correcta.

Es irrelevante si la cosa viene de preguntas con múltiple opción, entrevista con la alta gerencia (y/o allegados al club de fútbol) o una serie de preguntas y dibujitos preocupantemente semejantes en su propuesta y estilo a los que nos ponía la maestra en edad preescolar.

La base del asunto es siempre la misma y por sobre todo, de lo más sencilla: evite intentar agradar al evaluador.

No mienta, no se haga pasar por sabia y ante todo, evite fingir que usted es una buena persona. Se lo digo yo, que soy un asco de ser humano y por tanto en mi condición de tal, me tomo el atrevimiento de asumir que todos los demás lo son, en mayor o menor medida, incluido el ya mencionado evaluador.

Más le diré, mi muy señora y hasta me atrevo a llamarle amiga, que es una certeza absoluta el hecho de que a este infeliz no le importan sus sentimientos ni los de sus demás empleados, y poca importancia le dará a ese dibujito que le mandó a hacer de usted bajo la lluvia, agarrando desesperadamente un paraguas tal cual nos han repetido hasta el hartazgo que hagamos, como si en el propio utensilio residiese todo símbolo de la sensatez e integridad que se espera de un empleado modelo.

¡Eso es todo viru-viru!

Lo hacen para reírse de usted, para comprobar que es capaz de seguir hasta la más implícita de las órdenes, incluso antes de trabajar en la empresa. Y por si fuera poco, disfrutan observando cómo le salieron torcidas las varillas del paraguas de lo fuerte que apretó el bolígrafo sobre el papel, marcando ocasionalmente la mesa del miedo, los nervios y la ligera subida de presión que se le vino durante la prueba, probablemente a causa de los 10 o 12 cigarrillos que se fumó mientras esperaba afuera.

Dese cuenta, le están midiendo el nivel de sumisión y usted está entrando como por un tubo. ¡Despiértese, carajo! Si tiene que pasar por todo eso para entrar ahí, lo va a tener que seguir haciendo para siempre. Usted no quiere trabajar en un lugar así, no si tiene que mentir para entrar.

Haga la prueba, dibújese sin paraguas, caminando por los charcos con una mano en el bolsillo y un cigarrillo en la otra.

Yo lo hice una vez y me llamaron igual. Lamentablemente tuve que rechazar la propuesta porque ya estaba trabajando en la oficina donde me encuentro hoy en día, la cual dicho sea de paso, odio al punto que la dentista me ha dicho que se me gastaron varios dientes de tanto apretarlos.

En esa prueba de ingreso dibujé un gatito.”

 

Recuerden respetar el anonimato. Gracias!

« Entradas Anteriores