Concurso Enero – La sombra dorada – Participante 4

11 comentarios

Bien Hetero

   Cuando Mónica salía de  su trabajo camino a su hogar se cruza con una muchacha muy bonita, de melena dorada, ojos color miel y una figura que hacía que inmediatamente la desearas, como si se tratase de un premio a la voluntad de vivir.

  Esa noche soñó con ella, la vio desnuda sobre una manta, observó extasiada sus senos con sus pezones erguidos, y despertó sudando frío y con miedo, nunca le había pasado sentir algo así; ella se sabía bien hetero; se sintió confundida.

   Al otro día su concentración en el trabajo se mantuvo cautiva en el pensamiento de ella. Esto cada vez le asustaba más.

   Ese sábado como de costumbre salió a cenar con amigas y a conocer un boliche nuevo llamado “La Sombra”.

   Ya en la discoteca volvió a ver a esa chica. La siguió al baño, entró y  la encontró frente al gran espejo, se puso detrás de ella, y quedaron mirándose, sus ojos y los de ella se encontraron, Mónica sin pensarlo acarició aquella melena dorada de sus sueños, la otra giró y la tomó por las caderas, la acercó a su boca y Mónica sin cohibirse se unió a la de ella en un largo beso.

   Después de eso despertó en su cuarto, en su cama, abrazada a aquel cuerpo, y en ese momento supo que estaba enamorada.

Tienen todo el mes de enero para participar.

Conocé más sobre el autor y su obra en:https://lordalceblog.wordpress.com/

Más sobre el concurso: Concurso Enero – La sombra dorada

*Recuerden respetar el anonimato

Plural: 11 comentarios en “Concurso Enero – La sombra dorada – Participante 4”

    1. Sin ánimo de menoscabar tu criterio, considero que tus observaciones resultan cuando menos excesivas e incluso triviales porque aunque desde el punto de vista gramatical sean correctas hay que respetar el estilo del autor o autora y su origen ya que expresiones que puedan sonar o ser incorrectas en castellano peninsular pueden resultar perfectamente plausibles en castellano latinoamericano

      1. La mayoría de las veces se mejora un escrito o una novela con solo prestar atención a una serie de recursos que solemos utilizar a nuestro libre albedrío por mero desconocimiento o dejadez, según se mire, pues, ¡afortunadamente para nosotros!, en Internet podemos adquirir conocimientos sin necesidad de llevar a cabo ningún tipo de desembolso, es decir, de manera gratuita.
        Saludos

  1. «Cuando Mónica salía de su trabajo camino a su hogar se cruza con una muchacha muy bonita […]». No es correcto mezclar los tiempos verbales en un mismo párrafo, la historia o relato se ha de contar en tiempo pasado o en presente. Salía pertenece al pretérito imperfecto, entre trabajo y camino debería haber añadidido las preposiciones de y a, y precediendo a de una coma explicativa, es decir, presentarlo así: «…trabajo, de camino a…,» o en su lugar convertir el sustantivo camino en una acción colocando una tilde sobre la última vocal: caminó y hacer lo mismo con la siguiente acción, en lugar de valerse del presente «se cruza» usar el pretérito simple «se cruzó». En cuanto a lo de anteponer el adjetivo, lo que conlleva omplícito es destacar esa cualidad sobre la persona, y de ahí que sintácticamente esté mejor visto, ya que en asuntos literarios se aconseja no abusar de los adverbios de cantidad. Aquí te dejo un par de enlaces que te pueden ayudar a comprender el porqué hay que hacer buen uso de los tiempos verbales. http://www.educa.jcyl.es/educacyl/cm/gallery/Recursos%20Infinity/aplicaciones/lengua/recursos/verbos/los_tiempos_verbales.htm http://www.esfacil.eu/es/verbos/3-modos-y-tiempos-verbales-en-espanol.html

  2. De nuevo, éste tipo de comentarios está fuera de lugar, y lo único que hacen es opacar el trabajo de otra persona.
    Como ya te dije, «no quiero volver a leer comentarios de esta naturaleza».
    Salud.

Deja un comentario